facebook twitteryoutube Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Identificarse Registrar

Login

Usuario
Password *
Recordarme

Crear una cuenta

Los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios.
Nombre
Usuario
Password *
Verificar password *
Email *
Verificar email *
 x 

Carro vacío

¡Mi caballo no me come bien-1

¡Mi Caballo no me Come Bien!

¿Que hacer para abrirle el apetito?

Uno de los problemas más usuales es que el caballo no quiera comer su ración y por lo tanto no mantenga bien su peso ni reciba los niveles de nutrientes suficientes para asegurar que su salud y rendimiento deportivo sea buena. El propietario tiene que buscar la causa del problema y después encontrar algo que a su animal le apetezca comer.

El primer paso es averiguar porqué al caballo no le apetece comer. Por ejemplo, si el caballo sufre nervios de concurso o si está pasado de forma física o si es un potro recién destetado, ya que la solución en estos casos es bien distinta que si el caballo tiene problemas de cólico. Por otra parte, hemos de asegurarnos que los dientes del caballo estén arreglados, los parásitos correctamente controlados y que no exista un problema de salud como úlceras o incapacidad renal.

Un dolor abdominal leve puede ser causa de falta de apetito y puede ser producido por razones diversas. A veces no hay síntomas obvios visibles, aunque a veces, el caballo con dolor abdominal recoge algo el abdomen y se puede ver una ligera contracción muscular. Si sospecha que el caballo sufre de algún dolor, hay que averiguar cual es exactamente el problema de salud antes de resolver su falta de apetito.

Dolor Dental

Si el caballo tiene picos que causan irritación en las paredes de la boca o en su lengua o si tiene un diente dolorido, su apetito puede disminuir. Es fácil deducir que si le duele al masticar no comerá tanto como de costumbre. Si es esta la raíz del problema, el arreglo es fácil: Pedir al veterinario especializado como Dentista Equina que venga. Limará los dientes, quitará los picos y usará un líquido antiséptico que ayude a cicatrizar las lesiones bucales. Si hay un diente partido, infectado o un absceso, puede que necesite un tratamiento más extenso.

Algunos caballos que no quieren comer heno porque ya son mayores y no mastican la fibra tan fácilmente como antes, pueden comer bien pulpa de remolacha después de haberla puesto en remojo. La remolacha puede proporcionar algo de fibra, aunque no tanto como el heno, pero hay que tener en cuenta que hay caballos a los que les gusta la remolacha y otros a los que no les gusta.

Hay caballos que simplemente, son más exigentes a la hora de comer que otros. Sin embargo, es más preocupante si un caballo come normalmente bien y de repente deja su pienso, especialmente si está con la cabeza en una esquina del box y parece desanimado, en esta situación hay que averiguar qué es lo que pasa.

Úlceras

Los estudios más recientes confirman que hasta un 75% de todos los caballos en entrenamiento, tienen irritaciones en la pared intestinal que llegan a convertirse durante su vida deportiva en una úlcera. El malestar constante que siente el animal le quita las ganas de comer. Las ulceras pueden causar entre otros problemas, falta o inestabilidad de la flora intestinal, anemia y cólicos.

Hay un tratamiento veterinario específico para el caballo con úlceras. El apoyo nutritivo en dicho tratamiento consiste en proporcionar fibra fina para proteger las paredes del intestino, o sea, heno de prado, ensilado equino o chaff. El caballo con úlceras, muchas veces empieza a comer bien, pero cuando el pienso llega al estómago irrita la pared intestinal y el dolor le quita las ganas de seguir comiendo.

En estos casos, si el caballo puede mantener su peso sin grano o pienso, es lo ideal, pues la ración de pienso o grano causa un aumento en la actividad gástrica y puede por tanto empeorar una úlcera. Tener al caballo con pasto constante es la mejor manera de controlar este problema, pero muchos caballos de alta competición no pueden vivir así y mantener un rendimiento deportivo competitivo al mismo tiempo. A estos caballos se les puede proporcionar un pienso suave, bajo en almidón y alto en fibra junto con un antiácido. El antiácido protege al intestino y reduce el dolor de manera que por lo general vuelven a comer.

El Caballo que Traga Aire

El caballo que traga aire no suele tener buen apetito. Muchas veces tragan aire porque tienen úlceras; en otras ocasiones aprendieron a tragar aire de potros porque entonces tenían úlceras y esto se convirtió en un hábito. Es muy difícil manejar este vicio, pero se puede aumentar el nivel de fibra en la dieta y proporcionar un antiácido para ver si mejora la situación.

Dolor en General y Depresión

Otro caballo que suele perder su apetito es aquel con una lesión dolorosa. Un caballo con artritis, recién operado o con dolor por un problema de tendon puede dejar de ingerir suficiente comida, por la simple razón de que no le apetece. Un caballo en recuperación de una lesión, que tenga que estar por este motivo encerrado en su box durante un tiempo, puede deprimirse y dejar de comer, como por ejemplo, un potro con Wobblers o un caballo con una rotura de hueso.

Es muy importante que estos caballos consuman suficientes aminoácidos, macro-minerales, micro-minerales y vitaminas para que puedan regenerar tejido y recuperarse antes y mejor. Además el estado de ayuna causa otros problemas, así que, hay que asegurar que su sistema intestinal mantenga una función normal. En estos casos se les pueden proporcionar, distintos piensos, especializados para el caballo en recuperación en varias tomas, y ver cual de ellos come mejor o un “mash” caliente de salvado y miel o melaza para abrirle el apetito. A estos piensos, se pueden añadir zanahorias, manzanas, pequeñas cantidades de alfalfa en rama cortada, hierba fresca, melaza, o aceite si esto incita al caballo en cuestión a comer. Hay caballos que les gusta un granulado mojado y otros que prefieren un pienso en forma de chaff.- ¡Que coman lo que sea pero que coman algo! Además si se puede cercar al caballo en un sitio pequeño y seguro donde pueda picotear algo de hierba y tomar el fresco, le vendrá muy bien (siempre con el visto bueno de su veterinario).

Cuando el caballo empieza ya a comer, hay que tener cuidado y no meterle bruscamente en una dieta rica en energía y carbohidratos. Si el caballo ha estado a dieta durante un tiempo y cambiamos a su dieta usual sin darle suficiente tiempo a acomodarse de nuevo a ella, aumentaremos el riesgo de cólico o laminitis.

Llegados a este punto hemos de insistir en que el caballo necesita mantener por lo menos un 50% de fibra en su dieta en todo momento. Dependiendo del problema que haya tenido el caballo, debe comer una dieta u otra. Si el caballo ha tenido un problema respiratorio conviene proporcionarle heno mojado o incluso un chaff o granulado de fibra sin polvo. Un caballo con un problema en el intestino delgado debe recibir una dieta baja en cereales y basada esencialmente en fibra. Un caballo con un problema en el intestino grueso tendrá dificultades de digestión y absorción de fibra, proteínas y fósforo; este caballo necesita una dieta ligera con un multivitamínico y específicamente con vitaminas B para aportar lo que no pueda absorber su intestino. También es conveniente proporcionarle su dieta distribuida en muchas raciones pequeñas, administradas a lo largo del día para aumentar la eficacia de la absorción.

Yeguas de Cría

Las yeguas muchas veces bajan de peso y les faltan ganas de comer, especialmente cuando están lactando. Añadir una buena alfalfa en rama al forraje usual de heno de prado ayuda considerablemente, debido a su buen contenido en proteínas. El hecho de que estén picoteando forrajes diferentes durante todo el día favorece la producción de leche de calidad y el mantenimiento del peso de la yegua. Se puede también aumentar la ración y el nivel energético con algo de aceite de girasol, maíz, soja o germen de trigo o con un salvado de arroz enriquecido. Este tipo de salvado es rico en grasa, pero hay que utilizar el tipo de salvado que está equilibrado con calcio, en caso contrario, podría verse perjudicada la densidad de hueso.

También hay que asegurar que se estén controlando los parásitos correctamente. Si la yegua está llena de parásitos, perderá las ganas de comer, simplemente, por el malestar que causan. Es mejor desparasitar más a menudo, ya que a la larga se ahorra dinero, pues se absorbe mejor la ración proporcionada. Es necesario hacer una prueba de heces y analizarla por lo menos una vez al año, para asegurarnos de que estamos utilizando el tratamiento antiparasitario correcto.

El Caballo en Forma y en Competición

Algunos caballos cuando llegan a estar en una forma física muy alta dejan de comer de manera repentina. Si pasa esto hemos de tener muy en cuenta la posibilidad de haber pasado de forma al caballo. Si el caballo no demuestra interés en su ración puede ser una señal de que el caballo está a punto de pasarse de forma.

Si el animal pasa nervios cuando vamos de concurso, hay que prevenir que esto no se convierta en un problema habitual. Hay caballos experimentados que cuando vienen de pasar unas vacaciones en el prado, con tan sólo hacerles las crines, les entra diarrea. La situación de nervios normalmente se pasa después de un par de concursos y los caballos entran en el ritmo de la temporada. Hay que intentar bajarles su nivel de estrés con un buen manejo. Si se puede, debemos en general proporcionar cuidados tranquilizantes al caballo, como mantener la cuadra silenciosa y tranquila o viajar siempre con nuestro propio transporte o con transportistas muy fiables (Una conducción poco suave, si tarda mas de la cuenta, si no se le ofrece agua durante el viaje, al igual que un viaje pesado o incómodo les estresa terriblemente).

Antes del concurso se puede aumentar el peso del caballo en unos 10 a 20 Kg. para que cuando deje de comer durante el concurso, no baje a un peso inapropiado. Se puede aumentar su ración unas 2 semanas antes del concurso, con un producto rico en calorías o un suplemento especifico para ganar peso, con objeto de ponerle ligeramente por encima de su peso óptimo, de esta forma cuando no coma durante el concurso, no hará falta preocuparse en exceso. Es preciso asegurarnos de que tome suficiente forraje durante el concurso, incluso dejándole comer hierba fresca, aunque lleguemos a aburrirnos paseando al caballo con el ronzal durante horas. Si la cuadra está tranquila, es posible que de noche coma una apetitosa ración de zanahorias. De cualquier manera ¡No pasa nada! Ya volverá a comer su ración usual cuando vuelva a casa.

Si durante el concurso observase que no tiene ganas de comer, no le deje con pienso en el comedero todo el rato y límpielo bien después de cada comida para que no huela a melaza rancia. No caiga tampoco en la tentación de darle todo tipo de invento para que coma. No queremos aumentar el riesgo de cólico u otro problema intestinal.

El caballo en entrenamiento fuerte como RAID, carrera o completo, llega a trabajar tanto que es difícil que ingiera suficiente pienso para mantener el nivel de trabajo. O sea, cuando un caballo está metido en galopes, usa más calorías que lo que puede comer cómodamente. En este caso, simplemente se cansan de comer; entonces se puede reducir la ración de pienso y añadir aceite (sirve como fuente energética) u otro suplemento rico en calorías.

La Naturaleza del Caballo

La mayoría de los caballos comen mejor en grupo. Quizá porque en grupo hay siempre un factor de competición entre ellos y creen que si no comen ahora, luego no les quedará comida; también porque el caballo es un animal de manada y normalmente comen en grupo. Así que si tenemos la oportunidad de poner los cubos juntos aunque estén separados los caballos, esto puede incitar al caballo a comer. Sin embargo si el caballo vive en un prado con otros caballos y es de carácter tímido, esta solución puede que sea contraindicada y el caballo tendrá que comer entonces separado del grupo.

Si el caballo está recién separado de su manada o es un potro recién destetado, puede que deje de comer porque esté angustiado por estar solo, entonces se puede poner al potro con un amiguito (otro potro recién destetado), hay muchos caballos de carreras que viven con otro animal, como por ejemplo con una oveja.

Hoy en día hay en venta en el mercado, estimulantes de apetito en forma de suplementos. Estos contienen vitamina B con melaza y muchas veces ayudan. Algunos también contienen probióticos para ayudar a estabilizar la flora intestinal y prebióticos que nutren la flora intestinal existente. Si existe cierta falta de microbios en el sistema intestinal, puede aparecer una sensación de malestar en el caballo y disipar su apetito, así que, estos tratamientos pueden ser muy útiles en algún momento dado.

Consejos de Cómo Dar de Comer al Caballo Melindre

Después de asegurarnos de que el caballo no tiene ningún problema de salud, hay que encontrar una dieta que le guste para que coma con ganas y le proporcione los requisitos nutritivos necesarios.

Normalmente, el caballo, como los niños, come mejor varias tomas pequeñas que una toma grande. Es como si se aburriesen con una ración grande. Así que, si no come bien, déle una ración más pequeña (p.e. 1kg en vez de 2kg) y retírelo si no se lo ha terminado después de 20 minutos. Es mejor, si come mal, darle 3 ó 4 tomas diarias en vez de 1 ó 2. Además, así el pienso estará más fresco y el caballo tendrá más ganas de comerlo. Si deja pienso fuera o en el comedero mucho tiempo, puede criar moho o bichos.

Hay caballos a los que simplemente no les gustan ciertos ingredientes típicos del pienso. Hay también, ciertos tipos de vitaminas o suplementos que tienen sabores fuertes. Es cuestión de probarlos y asegurarse que les gustan. Hay suficientes piensos hoy en día en el mercado para que si al caballo no le gusta uno, se pueda pasar a otro sin problemas. Hay caballos a los que no les gusta la alfalfa en forma de granulado o les desagrada si la ración contiene mucho aceite de soja, así que si no les gusta, quíteselo. Si el caballo necesita el ingrediente en cuestión por razones de salud, pruébelo en otra forma, por ejemplo la alfalfa se puede poner en rama, la cebada se puede cocer, etc.

Ojo con los cambios de pienso. Hay que cambiar lentamente empleando entre 7 y 10 días entre un pienso y otro para asegurar que la flora intestinal se acostumbra al nuevo pienso y no correr riesgo alguno de cólico. Se añade el primer día ½ Kg. de la nueva ración y se quita ½ de la ración a sustituir y se va aumentando la nueva ración y reduciendo la antigua hasta que el cambio este hecho. El cambio se puede hacer entre 3 y 5 días si la densidad de nutrientes y la presentación son similares en ambos piensos.

Como dicen: “Cada caballo es un Mundo” así que hay que conocer las muchas razones de porqué no come un caballo, para buscar la mejor solución. Cuando ya se encuentra la solución en cuestión hay que seguir con el procedimiento hasta que el caballo gane el peso necesario y luego asegurarnos de que no lo vuelva a perder.

Escrito por Coby Bolger – Horse1

Con la colaboración de Catherine Crandall Phd. – Kentucky Equine Research

Author: Coby BolgerWebsite: http://www.linkedin.com/pub/coby-bolger/1b/871/883Email: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Directora General Horse1 S.L.
About
Coby es nutricionista equina y jinete internacional de Concurso Completo de Equitación habiendo participado en numerosos concursos internacionales en toda Europa. Actualmente trabaja en la investigación y mejora de la nutrición equina e imparte clinics y clases sobre nutrición y entrenamiento.

1 1 1 1 1 Rating 5.00 (1 Vote)

@Horse1Spain

Horse1

¿Cuanto energía tiene tu forraje?

¡Atención! Este sitio usa cookies.

Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Saber más

Acepto

Política de Cookies Horse1

En Horse1 utilizamos cookies con el objetivo de prestar un mejor servicio y proporcionarte una mejor experiencia en tu navegación. Queremos informarte de manera clara y precisa sobre las cookies que utilizamos, detallando a continuación, que es una cookie, para que sirve, que tipos de cookies utilizamos, cuales son su finalidad y como puedes configurarlas o deshabilitarlas si así lo deseas.

¿Qué es una cookie y para qué sirve?

Una "Cookie" es un pequeño archivo que se almacena en el ordenador del usuario, tablet, smartphone o cualquier otro dispositivo con información sobre la navegación.

El conjunto de "cookies" de todos nuestros usuarios nos ayuda a mejorar la calidad de nuestra web, permitiéndonos controlar qué páginas son útiles, cuáles no y cuáles son susceptibles de mejora.

Las cookies son esenciales para el funcionamiento de internet, aportando innumerables ventajas en la prestación de servicios interactivos, facilitándote la navegación y usabilidad de nuestra web.

En ningún caso las cookies podrían dañar tu equipo. Por contra, el que estén activas nos ayuda a identificar y resolver los errores.

¿Qué tipos de cookies utilizamos?

Según la entidad que la gestiona:

  • Cookies propias: Son aquellas que se envían a tu equipo desde nuestros propios equipos o dominios y desde el que prestamos el servicio que nos solicitas.
  • Cookies de terceros: Son aquellas que se envían a tu equipo desde un equipo o dominio que no es gestionado por nosotros, sino por otra entidad colaboradora. Como por ejemplo, las usadas por redes sociales, o por contenido externo como Google Maps.

Según el plazo de tiempo que permanecen activadas:

  • Cookies de sesión: Son cookies temporales que permanecen en el archivo de cookies de tu navegador hasta que abandonas la página web, por lo que ninguna queda registrada en el disco duro de tu ordenador. La información obtenida por medio de estas cookies, sirven para analizar pautas de tráfico en la web. A la larga, esto nos permite proporcionar una mejor experiencia para mejorar el contenido y facilitar su uso.
  • Cookies persistentes: son almacenadas en el disco duro y nuestra web las lee cada vez que realizas una nueva visita. Una web permanente posee una fecha de expiración determinada. La cookie dejará de funcionar después de esa fecha. Estas cookies las utilizamos, generalmente, para facilitar los servicios de compra y registro.

Según su finalidad:

  • Cookies técnicas: Son aquellas necesarias para la navegación y el buen funcionamiento de nuestra página web. Permiten por ejemplo, controlar el tráfico y la comunicación de datos, acceder a partes de acceso restringido, realizar el proceso de compra de un pedido, utilizar elementos de seguridad, almacenar contenidos para poder difundir vídeos o compartir contenidos a través de redes sociales.
  • Cookies de personalización: Son aquéllas que te permiten acceder al servicio con unas características predefinidas en función de una serie de criterios, como por ejemplo el idioma, el tipo de navegador a través del cual se accede al servicio, la configuración regional desde donde se accede al servicio, etc.
  • Cookies de análisis: Son aquéllas que nos permiten cuantificar el número de usuarios y así realizar la medición y análisis estadístico de la utilización que hacen los usuarios de los servicios prestados.
    Para ello se analiza su navegación en nuestra página web con el fin de mejorar la oferta de productos y servicios que ofrecemos.
  • Cookies publicitarias: Son aquéllas que permiten la gestión, de la forma más eficaz posible, de los espacios publicitarios que se pudieran incluir en nuestra página web.
  • Cookies de publicidad comportamental: Estas cookies almacenan información del comportamiento de los usuarios obtenida a través de la observación continuada. Gracias a ellas, podemos conocer los hábitos de navegación en internet y mostrarte publicidad relacionada con tu perfil de navegación.
Relación de terceros prestadores de servicios de cookies en el dominio www.horse1.es:
Nombre
del proveedor
Finalidad
de la cookie
Descripción de la finalidad
de la cookie
Si desea más información sobre el uso de las cookies de este tercero
AddThis Analíticas Cuando los vínculos se proporcionan a los servicios de terceros que encuentras útiles, puedes colocar una cookie en tu dispositivo para realizar tu servicio más fácil de usar. Esta cookie te permite compartir contenidos a través de estas páginas Web y del correo electrónico. http://support.addthis.com/
Google Analíticas Cookies de Google Analytics. Generan un ID de usuario anónimo, que es el que se utiliza para hacer recuento de cuantas veces visita el sitio un usuario. También registra cuando fue la primera y la última vez que visitó la web. Asimismo, calcula cuando se ha terminado una sesión, origen del usuario, y keywords. https://developers.google.com
/analytics/devguides/collection
/analyticsjs/cookie-usage

NOTA: Esta lista se actualizará con la mayor celeridad posible a medida que cambien los servicios del sitio web ofrecidos en el mismo. Sin embargo, ocasionalmente durante esta actualización puede ser que la lista no incluya ya una cookie, aunque siempre se referirá a cookies con propósitos idénticos a los registrados en esta lista.

¿Cómo puedes configurar o deshabilitar tus cookies?

Puedes permitir, bloquear o eliminar las cookies instaladas en su equipo mediante la configuración de las opciones de tu navegador de Internet. En caso de que no permitas la instalación de cookies en tu navegador es posible que no puedas acceder a algunos de los servicios y que tu experiencia en nuestra web pueda resultar menos satisfactoria.

En los siguientes enlaces tienes a tu disposición toda la información para configurar o deshabilitar tus cookies en cada navegador:

Consentimiento

En Horse1 nunca guardamos los datos personales de nuestros usuarios, a excepción de la dirección IP de acuerdo a lo descrito anteriormente, salvo que quieras registrarte, de forma voluntaria con el fin de realizar compras de los productos y servicios que ponemos a tu disposición o de recibir información sobre promociones y contenidos de tu interés.

Al navegar y continuar en nuestra web nos indicas que estás consintiendo el uso de las cookies antes enunciadas, y en las condiciones contenidas en la presente Política de Cookies.