facebook twitteryoutube Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Identificarse Registrar

Login

Usuario
Password *
Recordarme

Crear una cuenta

Los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios.
Nombre
Usuario
Password *
Verificar password *
Email *
Verificar email *
 x 

Carro vacío

Cómo poner tu caballo a régimen

Cómo poner tu caballo a régimen

Hay caballos que parecen no necesitar comer apenas y se mantienen más que redondos. Hay ciertos tipos de caballos, entre ellos el PRE que se mantienen perfectamente con poquísimo pienso. Además es importante que el caballo o poni no esté demasiado gordo porque puede perjudicar seriamente su salud con cólicos, laminitis o problemas respiratorios o cardiovasculares. Si toca la barriga del caballo, debe sentir las costillas pero no se deben ver. El caballo no debe tener cúmulos de grasa en los lomos ni en el cuello.

La manera de adelgazar un caballo sigue los mismos principios que se aplican en seres humanos. Para empezar hay que dar menos de comer y aumentar su nivel de ejercicio.

Como siempre, más de un 50% de su dieta tiene que ser forraje y la otra mitad, de un pienso adecuado a su nivel de trabajo y a su carácter. Hay que reducir la cantidad de pienso poco a poco. Si se disminuye la comida a niveles demasiado bajos, el cuerpo ralentiza su metabolismo para adaptarse y el caballo no adelgaza. La falta de comida a largo plazo también puede afectar los riñones y provocar otros problemas de salud, así que hay que reducir el peso del animal sólo unos cuantos kilos cada semana. Habrá que mencionar que el pobre caballo, como nos sucede a nosotros mismos, si pasa mucha hambre ¡se pone de muy mal humor!

Así que hay que entretener el caballo pero reducir la cantidad total de comida y su nivel calórico. Para hacer esto hay que saber el peso aproximado de su caballo. La mejor manera de pesar un caballo es utilizar una báscula, pero también se pueden utilizar una cinta para pesar que, aunque no sea exacta, será el punto de partida para hacer el seguimiento del peso del animal.

Cuando se formula una ración para un caballo en trabajo normal, se multiplica el peso del caballo entre 2% y 2.3% para calcular el total que tiene que comer el caballo entre pienso y forraje. Si el caballo está a dieta, la fórmula a utilizar es la misma pero estableciendo el porcentaje entre el 1,5% y el 2% según el peso que debe perder.

Por ejemplo, un caballo que pesa 500kg habitualmente debe comer unos 10kgs total para mantenerse. Para mantener un correcto funcionamiento intestinal deberá ingerir unos 6kgs de buen heno y unos 4kgs de un pienso adecuado a su nivel de trabajo y carácter. Si deseamos ponerlo a dieta, se reducirá su dieta total a unos 7.5kgs,de los cuales, 4,5kgs serán de heno y 3kgs de pienso.

Ahora bien, hay que recordar que se debe añadir un multi-vitamínico con minerales cuando se da menos de 4kgs de pienso al día. También se puede añadir zanahorias, un pienso tipo chaff o manzanas para entretener el caballo mientras adelgaza. Si puede combinar todo esto con un aumento de trabajo, muchísimo mejor.

Como siempre hay que seguir las reglas de oro para dar de comer a un caballo

1) Asegúrese de que siempre haya agua fresca disponible.

2) Suministre el alimento en pequeñas cantidades y varias veces al día.

3) Utilice productos de calidad.

4) Sea responsable con los hábitos de alimentación de su caballo

5) Sepa el volumen exacto del recipiente que utiliza para medir el pienso.

6) Cualquier cambio en la dieta habitual debe realizarse siempre, de manera gradual.

7) Adquiera una rutina para el cuidado de su caballo y el horario de las comidas.

8) Debe pasar más de una hora, tras la comida, antes de que el caballo realice ningún ejercicio.

9) Suministre suficiente forraje.

10) Alimente al caballo según el trabajo que haya realizado; no según lo que vaya a hacer mañana.

Cuando su caballo ya esta en su peso óptimo, hay que seguir observándolo y ajustar su pienso para que no vuelva a pasarse. Es una buena costumbre pesar su caballo con una cinta, una vez al mes.

A veces un caballo puede tener mucha barriga, pero no estar gordo. De hecho, los caballos pueden parecer barrigones por falta de músculo en el resto del cuerpo. Otra razón típica de los caballos barrigones es el exceso de gases porque el caballo no digiere bien su forraje, especialmente la paja o la alfalfa. Se puede poner un bozal si esta estabulado con cama de baja, o bien si este es el único forraje que toma, cambiar a otro tipo. En esos casos debe consultar con su nutrólogo para que le equilibre la dieta del caballo

Escrito por: Coby Bolger Spillers España-Horse 1

Florencia Arrambide y Clare Lokyer – Spillers UK Nutrólogos Equinos

Publicado Revista Paddock Enero-Febrero 2002

Author: Coby BolgerWebsite: http://www.linkedin.com/pub/coby-bolger/1b/871/883Email: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Directora General Horse1 S.L.
About
Coby es nutricionista equina y jinete internacional de Concurso Completo de Equitación habiendo participado en numerosos concursos internacionales en toda Europa. Actualmente trabaja en la investigación y mejora de la nutrición equina e imparte clinics y clases sobre nutrición y entrenamiento.